Volver
     

Durante el fin de semana del 21-22 de Abril de 2007 Soria amanecía volviendo en el tiempo 100 años atrás, en 1907.
Entonces un profesor de francés todavía no afamado llegaba a Soria, para vivir los acontecimientos más importantes
en su vida.  En este fín de semana mágico hemos tenido los amantes de la historia de Antonio Machado en la ciudad del Duero  ocasión de ver  cumplido el deseo de vivir un día en la época del autor de Campos de Castilla. Una iniciativa que sería muy bien acogida en años venideros a tenor de los positivos comentarios de todos aquellos asistentes, niños y mayores,  que interactuaron con fervor,  en esta gran obra teatro. Otra forma de llegar al poeta.

                                                                                                                               Ver video de la recreación                          

 
 
(El poeta Machado llega el 1 de mayo a Soria)

Cinco años en la tierra de Soria, hoy para mí sagrada
–allí me casé; allí perdí a mi esposa, a quien adoraba—,
orientaron mis ojos y mi corazón
hacia lo esencial castellano…”

 


(Conoce a Leonor en la pensión donde habita y con ella se casa)

"Ni  un seductor Mañara, ni un Bradomín he sido,
- ya conocéis mi torpe aliño indumentario-,
más recibí la flecha que me asignó Cupido,
y amé cuanto ellas puedan tener de hospitalario..."

 



(En esa época los coches de los ·pajarillos· realizan el recorrido desde la estación de San Francisco hasta el Palacio de los Condes de Gomara y vuelta,  atravesando el Collado. El poeta hará buen uso de ellos)

 "¡Soria fría!  La campana
de la Audiencia da la una.
Soria, ciudad castellana
¡tan bella! bajo la luna."



(Las gentes sorianas dejan en él,  profunda huella)

                "¡Gentes del alto llano numantino
            que a Dios guardáis como cristianas viejas,
                   que el sol de España os llene
                  de alegría, de luz y de riqueza!"

   


(Vendiendo la mercancia en la Plaza Mayor)

"He andado muchos caminos,
he abierto muchas veredas;
he navegado en cien mares,
y atracado en cien riberas.

En todas partes he visto
caravanas de tristeza,
soberbios y melancólicos
borrachos de sombra negra,...

 



                    (En la taberna dando buena cuenta de la vianda)

 

             .... y pedantones al paño
           que miran, callan, y piensan
          que saben, porque no beben
             el vino de las tabernas.

     Mala gente que camina
    y va apestando la tierra...

 

 

 

 


(Mujeres de vida alegre, provocan a los transeuntes)

 

... y en todas partes he visto
gentes que danzan o juegan,
cuando pueden, y laboran
sus cuatro palmos de tierra...

 



(Antonio Machado recorre la ciudad del Duero)

 

     ... Nunca, si llegan a un sitio,
        preguntan a dónde llegan.
        Cuando caminan, cabalgan
          a lomos de mula vieja, ...

 



(En pleno jolgorio)

... y no conocen la prisa
ni aun en los días de fiesta.
Donde hay vino, beben vino;
donde no hay vino, agua fresca...

 



                      (Asistentes a la boda de  época)

               ...Son buenas gentes que viven,
                   laboran, pasan y sueñan,
                   y en un día como tantos,
                   descansan bajo la tierra."



(Recibiendo carta del amado)

"Dicen que el hombre no es hombre
mientras no oye su nombre
de labios de una mujer:
Puede ser"

 



                                  ( Paseando por el Collado)

                        "Caminante, son tus huellas
                            el camino y nada más;
                          caminante, no hay camino,
                          se hace camino al andar."

 Google Plus